Cortesía: Cortolima

En un operativo conjunto entre Cortolima, Ejército y la Policía Nacional, se logró intervenir una explotación ilegal de oro en   la vereda Ancón Tesorito parte Alta de Ibagué; específicamente la finca la Alcancía.

La actividad ilegal consistía en la explotación aurífera mediante la extracción de rocas a través de dos túneles  de 50 y 70 metros de profundidad; la cual era trasportada mediante góndolas aéreas hasta una improvisada planta  beneficio, donde  mediante una trituradora de mandíbulas y de impacto se reducía  el tamaño de la roca para luego ser llevado hasta unos granulados  y someter aún más la  capacidad de la roca y posteriormente  adelantar  el proceso de amalgamamiento con mercurio en el que se captura las partículas de oro.

En el procedimiento se incautaron los siguientes elementos:

3 trituradoras de mandíbula

1 trituradora tipo californiana de impacto

12 granuladores

7 motores eléctricos

2 plantas eléctricas

1 motor a gasolina

1 rollo de mecha lenta

La explotación minera causo afectaciones ambientales, como la alteración hidrológica subterránea, deforestación de bosques secundario y primario, contaminación de contenido de mercurio sobre las fuentes superficiales de agua entre otras.


Redacción: Verónica Palacio