El pasado miércoles 4 de octubre los estudiantes universitarios salieron a marchar en las principales ciudades del país para protestar por el recorte del presupuesto a la educación por parte del Gobierno Nacional.

Cuando el Ministro de Hacienda radicó el presupuesto para el año 2018 el año pasado, hizo un llamado de ‘’austeridad inteligente’’ recortando notablemente los recursos para la educación, proyectos y ciencia, por esto se convocó a esta marcha organizada por 32 universidades públicas del país y algunas privadas.

El Congreso modificó y autorizó el presupuesto para la educación, el aporte de $1.9 Billones de pesos no es la molestía de la Federación de Estudiantes Universitarios, quienes critican la manera en que este será distribuido, pues solo $1 billon del presupuesto está destinado para la educación primaria y el restante para la educación superior.

Según el gobierno este dinero será para que se financie el ICETEX, pero los estudiantes prefieren que el dinero vaya directamente a las universidades. “Esa plata debería irse directamente al presupuesto de las universidades públicas, no a financiar una institución que genera deuda”, dice Andrés Felipe Salazar, Secretario General de la Federación de Estudiantes Universitarios.



Redacción: Adrian Vanegas