Fotografía: Conferencia Episcopal de Colombia.
Durante su visita apostólica el Santo Padre beatificará a los dos sacerdotes colombianos.
La Santa Sede confirmó que el próximo 8 de septiembre en Villavicencio, el Santo Padre beatificará al Obispo de Arauca, Jesús Emilio Jaramillo Monsalve y al sacerdote Pedro María Ramírez Ramos.

El pasado 7 de julio, el Santo Padre aprobó el Decreto que reconocía el “martirio” de los presbíteros, por considerar que sus asesinatos fueron por odio a la fe.

Para Monseñor Fabio Suescún, Obispo Castrense y Director Ejecutivo de la Visita Apostólica del Papa Francisco. “Es una noticia que llena de gozo a los colombianos. Villavicencio y Colombia estarán de fiesta con la beatificación de estos dos sacerdotes que promovieron con su servicio la palabra de Dios. Un impulso más para este primer paso que daremos como colombianos”.

La ceremonia se cumplirá durante la Misa campal en el Parque Las Malocas de la capital del Meta.

Monseñor Jesús Emilio Jaramillo

Nació el 14 de febrero de 1916 en Santo Domingo, Antioquia, en el año de 1940 y con tan solo 24 años de edad se ordenó como sacerdote de los Misioneros Javerianos de Yarumal.

El 11 de noviembre de 1970 fue designado por el Papa Pablo VI como Vicario Apostólico de Arauca. Recibió la ordenación episcopal el 10 de enero de 1971.

El 19 de julio de 1984 fue designado como Obispo de Arauca, cargo que desempeño hasta que fue secuestrado y asesinado por el Ejército de Liberación Nacional-ELN, el 2 de octubre de 1989.

Padre Pedro María Ramírez Ramos

Más conocido como el ‘Cura de Armero’, este presbítero nació en el municipio de La Plata, departamento de Huila, el 23 de octubre de 1899.

Ingresó al seminario de María Inmaculada de Garzón el 4 de octubre de 1915. Su formación sacerdotal la culminó en el seminario de Ibagué y en 1931 recibió el orden sacerdotal.

En 1948 fue nombrado párroco de Armero, Tolima. Lamentablemente, en medio de las manifestaciones y revueltas causadas por el magnicidio del caudillo liberal Jorge Eliécer Gaitán, el 10 de abril un grupo de personas irrumpió en la iglesia del Padre y lo asesinaron a machetazos.


Redacción:Paz Estéreo