(Foto: Zenit.org)

El papa Francisco ha saludado con un mensaje firmado por el cardenal Pietro Parolin, secretario de Estado, a los participantes del Congreso “Cuidar la vida: hospicios perinatales como respuesta científica, ética y humana al diagnóstico prenatal” que se celebra esta mañana en el Policlínico universitario Agostino Gemelli de Roma.

De este modo, a este evento celebrado en el contexto del Jubileo extraordinario de la Misericordia, el Santo Padre dirige “su afectuoso pensamiento, deseando siempre nuevas metas en el servicio de la persona  y el progreso de la ciencia médica en constante referencia a los valores perennes humanos y cristianos” tratando de responder al máximo de la pobreza que es la situación del niño con graves patologías, con el máximo amor, difundiendo un concepto de ciencia que sirve y no selecciona.

Y así, el Santo Padre, al expresar gran placer por lo que hasta ahora se ha realizado por la competente cuidado del personal cualificado de este policlínico, “invita al compromiso cotidiano de realización del proyecto de Dios sobre la vida protegiéndola con valentía y amor, con el estilo de vida de la cercanía y la proximidad” tomando distancia de la cultura del descarte, que propone solo itinerarios de muerte pensando eliminar el sufrimiento suprimiendo a quien sufre.


(Contenido: Zenit.org)

COMPARTIR