Fotografía: Cortesía de Looservatore Romano.

La jornada especial de oración y ayuno por la paz se realiza debido a las trágicas situaciones de conflictos prolongados en diferentes lugares del mundo.

El próximo 23 de febrero el Papa Francisco convocó una jornada especial de oración y ayuno por la paz, viernes de la Primera Semana de Cuaresma, ante las trágicas situaciones de conflictos prolongados en diferentes lugares del mundo.

El Santo Padre, que realizó este anuncio tras el rezo del Ángelus este domingo 4 de febrero en la Plaza de San Pedro del Vaticano, señaló que la jornada de oración y ayuno se dedicará de forma especial “por la población de la República Democrática del Congo y de Sudán del Sur”, ambos países africanos duramente golpeados por conflictos civiles.

El pontífice invito a los hermanos y hermanas no católicos y no cristianos a unirse a esta iniciativa que busca crear espacio de paz además  animó a confiar en el poder de la oración.

El Papa finalizó asegurando que “la victoria obtenida con la violencia son falsas victorias, ¡trabajar por la paz hace bien a todos!”.


Redacción: Paz Estéreo