En esta Ocasión el Papa Francisco será galardonado con el premio Carlomagno. La ceremonia de premiación tendrá lugar a cabo en la Sala Regina del Palacio Apostólico el Viernes 6 de Mayo s las 12:00 horas (tiempo de Roma)

El Santo Padre será el segundo Papa en recibirlo, en el 2004 San Juan Pablo II fue merecedor de este reconocimiento.

El Papa recibirá el galardón de manos de la canciller alemana, Angela Merkel y de los presidentes de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker; del Parlamento europeo, Martin Schulz, y del Consejo de la Unión Europea, Donald Tusk.

El Premio Carlomagno es otorgado desde 1950 por la ciudad alemana de Aquisgrán, cuyo alcalde Marcel Philipp estará presente en la ceremonia junto a numerosas personalidades, entre ellos, su Majestad el Rey de España, Felipe VI.

El Premio Internacional Carlomagno de la Ciudad de Aquisgrán goza de gran renombre en todo el mundo, ya que es el premio político a nivel europeo más antiguo de Alemania, y reúne cada año a un círculo de políticos y figuras sobresalientes.

El pasado 23 de diciembre, el directorio del premio Carlomagno anunció su intención de premiar al Pontífice porque “en tiempos como los actuales, en que tantos ciudadanos europeos están necesitados de orientación, Su Santidad el Papa Francisco da un mensaje de esperanza y coraje” y explicaron que en ese sentido, el Papa se ha convertido en una “voz de la conciencia” que recuerda la necesidad de priorizar al ser humano y de que Europa mantenga su compromiso “con la libertad, la paz, la justicia, lademocracia y la solidaridad”.

Al finalizar el evento, está previsto un discurso del Santo Padre, en el que hará referencia a “los desafíos de Europa”, entre ellos, la cuestión migratoria.

Antes de la ceremonia, el Papa recibirá en diferentes audiencias a los tres representantes de las organizaciones europeas y después a la canciller alemana, Angela Merkel. Será el tercer encuentro en el Vaticano entre el Pontífice y la canciller alemana, quien visitó al Papa en mayo de 2013 y febrero de 2015.

 

 


(Fuente: Radio Vaticano-Mercedes De La Torre )


 

COMPARTIR