Fotografía Presidencia de la República

Aproximadamente 4 horas duro el encuentro entre el presidente Juan Manuel Santos y el senador Álvaro Uribe Vélez, luego de seis años, presidente y exmandatario volvieron a darse la mano en la Casa de Nariño.

El primero en entregar declaraciones a los medios de comunicación fue el senador Uribe Vélez, quien señaló que Santos había manifestado la voluntad para introducir algunos cambios en el acuerdo de paz firmado por el gobierno y las Farc, dijo además que estos ajustes y proposiciones iniciales deberán introducirse a los textos de La Habana para poder así buscar un nuevo acuerdo de paz que vincule a la totalidad de los Colombianos, señalo.

También dijo que es “mejor la paz para todos los colombianos que un acuerdo débil para la mitad de los ciudadanos”y que debe haber claridad por parte del Gobierno, pues los acuerdos no pueden asimilarse a un tratado internacional, y aun acuerdo especial, después de que fueron rechazados por el pueblo, puntualizo.

El presidente Santos también se refirió a la reunión, a través de una alocución en la cual dijo que se proponía a seguir reuniéndose con otros voceros del “No” para escucharlos y para oír sus inquietudes, entre ellos Francisco Santos, con quien se reunirá la próxima semana, y todo esto deberá ser tratado con la delegación de las Farc en La Habana, señalo el mandatario

Con una posición optimista después del encuentro el Santos le dijo a los colombianos, “colombianos estamos muy cerca de lograr la paz, una paz estable duradera, y con un apoyo ciudadano más amplio, si todos tienen esa voluntad y contribuyen con responsabilidad, con realismo y con serenidad, lo conseguiremos” señalo Juan Manuel Santos.

El mandatario se refirió a la celeridad en las conversaciones, pues dijo que la administración del cese al fuego y hostilidades, junto con las condiciones de incertidumbre actuales conlleva muchos riesgos. Agradeció a las Naciones Unidas su presencia en este nuevo inicio de diálogos, entendiendo que en medio de la incertidumbre no podrá permanecer indefinidamente.

Con relación al cese al fuego, el presidente Santos dijo que se prorrogara al igual que las hostilidades con las Farc, con el objetivo de que el país siga buscando una alternativa para terminar con el conflicto.

Fotografía Presidencia de la República
Fotografía Presidencia de la República

“En el marco de esas facultades y obligaciones, prorrogué el cese al fuego y de hostilidades bilaterales, el cual puede ser renovado y extendido para garantizar y preservar el principal avance logrado en la negociación: el fin de la violencia y la tranquilidad de los colombianos”, señalo el mandatario.


Redacción: Cristian Camilo Cuellar Trujillo 

COMPARTIR