El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), por medio del Sistema de Información de Precios y Abastecimiento del Sector Agropecuario (Sipsa) comunicó que durante la semana del 12 al 18 de marzo de 2016 se redujeron las cotizaciones de las hortalizas y las frutas, pero se incrementaron la de los tubérculos.

 

A lo largo de esta semana se registró un descenso en los precios mayoristas de la zanahoria en 26 de los 29 mercados donde se negoció. Este comportamiento obedeció al aumento de cosechas en Túquerres (Nariño), Mutiscua y Pamplona (Norte de Santander), así como del altiplano cundiboyacense y la Sabana de Bogotá. En Tunja y Bogotá D.C., por ejemplo, el kilo se transó a $1.275 y $1.437, un 18,46 por ciento menos.

 

En contraste,  subieron las cotizaciones del plátano hartón verde, la arracacha amarilla y la papa criolla limpia. En cuanto a la papa criolla limpia, el aumento de su cotización obedeció a una reducción en el volumen de carga que ingresó desde Pasto, Ipiales, Córdoba (Nariño), Mutiscua (Norte de Santander) y del altiplano cundiboyacense. Por lo anterior, su precio subió en 21 de los 39 mercados donde se comercializó, y en la ciudad de Pereira, por ejemplo, el kilo se negoció a $4.185, es decir, un 6,16 por ciento más.

 

Por su parte, a lo largo de la presente semana se registró una tendencia al alza en los precios del garbanzo importado. De acuerdo con los comerciantes mayoristas, dicho comportamiento es resultado del menor volumen de abastecimiento recibido desde Canadá. Esta situación se presentó en seis de los 14 mercados donde se comercializó el producto. En Bucaramanga, por ejemplo, el kilo se cotizó a $4.600, un 4,55 por ciento más que la semana pasada.

 

Una situación similar se presentó para los precios de los quesos costeño y campesino, los cuales reportaron una tendencia al alza durante esta semana. En el caso del queso campesino, el aumento se registró en diez de los 18 mercados donde se vendió. Lo anterior fue resultado de la menor oferta de leche en los departamentos de Cundinamarca y Boyacá, donde el fuerte verano ha venido afectando la producción. En Armenia, por ejemplo, el kilo se negoció a $10.500, lo que indicó un incremento del 5,00 por ciento respecto a la semana anterior.

 

Por último, los precios del arroz de primera reportaron un incremento en diez de los 31 mercados donde se comercializó a lo largo de esta semana. Según las fuentes encuestadas, la oferta desde las diferentes zonas de producción del país sigue siendo baja, esto por la baja producción que reportan los cultivos debido al fuerte verano. En la ciudad de Bogotá D.C., por ejemplo, el kilo se transó a $3.360, un 3,29 por ciento más que la semana pasada.

COMPARTIR