Cerca de 90% de los municipios de Colombia aún no adoptan sistemas de pagos electrónicos

Foto: Gráfico LR

Un estudio de Visa detalló que, de 1.122 municipios analizados, 984 (87%) no cuentan con un sistema de pago electrónico desarrollado

Por: Juan Sebastian Amaya

La República

La adopción de pagos electrónicos viene tomando mayor fuerza con la implementación de los aislamientos para controlar la pandemia, pero según Visa, Colombia tiene grandes retos para el desarrollo de sistemas que generen mayor cobertura, especialmente, en las regiones más apartadas.

El más reciente análisis de la situación de 1.122 municipios de Colombia respecto a su nivel de preparación para la adopción y aceptación de pagos digitales realizado por Visa, a través de su área de consultoría estratégica Visa Consulting & Analytic, reveló que solo ocho municipios o zonas (0,7% del total) cuentan con un sistema avanzado, es decir, presentan índices de bancarización y cobertura positivos.

El estudio detalló que Bogotá y Chía, en Cundinamarca; Medellín, Envigado y Sabaneta, en Antioquia; Barranquilla, en Atlántico; Bucaramanga, en Santander; y Cali, en el Valle del Cauca, son las zonas que se incluyen en la lista de avanzados.

Específicamente, en conjunto, la población bancarizada de estas ocho zonas es de 57% y una de cada cuatro personas tiene un plan de internet, lo que repercute en el uso de pagos electrónicos.

Sin embargo, de los 1.122 municipios estudiados, 984 (87%) fueron catalogados en la sección de incipientes, porque sus sistemas de pago electrónicos no están desarrollados y presentan grandes problemas de acceso a esta modalidad. En principio, solo registran 13% de la población bancarizada y uno de cada 30 habitantes tiene un plan de internet.

“Son seis datos que se tienen en cuenta: la población bancarizada, las oficinas bancarias por cada 10.000 habitantes, los suscriptores a internet, las tarjetas de crédito y débito, y los datáfonos en los comercios (comercios digitalizados)”, explicó Humberto Guihur, gerente general de Visa Colombia, sobre el análisis que hace el informe.

Por lo anterior, el ejecutivo advirtió que el mayor reto para el fortalecimiento de este mecanismo de pago está en Colombia, si se compara con los números de Argentina Brasil (incluidos en el estudio), que registran 14% y 3,5% de sus municipios o regiones apartadas en la sección de avanzados.

“De los tres países que estudiamos en la región, en Colombia tenemos el reto más grande de municipios avanzados con una penetración moderada. El índice es un instrumento de alto valor para la planificación de estrategias de digitalización, ya que nos permite proveer a nuestros aliados y clientes información asertiva para entender el contexto de cada municipio y desarrollar soluciones innovadoras que contribuyan a aumentar la inclusión financiera y digital de las personas, permitan mejorar el acceso a servicios en las comunidades y fomenten el crecimiento económico del país”, comentó.

En cuanto a las regiones con mayor desarrollo, por ejemplo, Bogotá tiene un promedio de 61% de su población bancarizada y, por cada 10.000 habitantes, 2.666 suscripciones a internet, 1.557 cuentas débito, 1.634 cuentas de crédito, 98 comercios y 1,9 oficinas bancarias.

Medellín sostiene un índice de bancarización superior a la capital del país (63%), pero por cada 10.000 habitantes registra 2.579 suscripciones a internet, 670 cuentas débito, 1.203 cuentas de crédito, 77 comercios y 1,5 oficinas bancarias.

En ese orden, continúan Cali, con un índice de bancarización de 60%, y 2.708 suscripciones por internet, 1.422 cuentas débito, 1.542 cuentas de crédito, 100 comercios y dos oficinas por cada 100.000 habitantes; y finaliza la lista Barranquilla, con una bancarización de 50% de su población, y por cada 10.000 personas hay 2.131 suscripciones a internet, 1.206 cuentas débito, 1.230 cuentas de crédito, 90 comercios y 1,8 oficinas físicas de bancos.

Otro reto que puntualizó el informe se centra en la sección de municipios en transición, que son las zonas en donde los sistemas de pago electrónicos se encuentran en desarrollo. Más de 40 municipios (4% del total) clasifican en esta casilla.

Para las zonas en transición, la población bancarizada es de 41% y uno de cada cinco colombianos tiene un plan de suscripción a internet. Algunos municipios del país que vienen realizando esa transición y desarrollo de su infraestructura para pagos electrónicos son Cajicá, Cota, La Calera, Mosquera y Sopó (en Cundinamarca); Itagüí, La Ceja, La Estrella y Rionegro (en Antioquia); y Palmira y Yumbo (en el Valle del Cauca).

El presidente de Asobancaria, gremio que reúne a los bancos, Santiago Castro, resaltó que, a pesar de los problemas, el aislamiento y el riesgo de contagio aumentaron la dependencia de los actores económicos por los medios de pago electrónicos y digitales, y aceleró el cambio en la preferencia que tenían los consumidores de hacer pagos en efectivo.

Finalmente, el índice que midió Visa concluyó que más de 80 municipios más se posicionaron en la columna de emergentes (con un bajo nivel de adopción de pagos electrónicos) y solo 25% de su población está bancarizada.

A julio, Colombia ya superó su meta de bancarización que tenía para 2022
A pesar de los inconvenientes de cobertura y acceso al sistema financiero que tiene el país, el presidente de Asobancaria, Santiago Castro, reiteró que, después de terminar 2019 con un índice de bancarización de 82,5% y 29 millones de personas con al menos un producto en el sector, a julio de este año 1,6 millones de colombianos más se bancarizaron y el índice aumentó a 85,6%, cifra que ya sobrepasó la meta de 85% que el sector y el Gobierno se plantearon para 2022, por lo que el objetivo será modificado en los próximos meses.


Tomado del diairo La República