Fotografía: Alcaldía de Ibagué

Los buses alimentadores que cubrirán la ruta Gualanday-Briceño beneficiarán a más de 700 habitantes de la zona rural de Ibagué.

Este servicio público funcionará todos los días desde las 5:30 de la mañana hasta las 7:00 de la noche. Los buses alimentadores tendrán una frecuencia estimada de 30 minutos.

Los ciudadanos que desde el centro de Ibagué vayan hasta Briceño deberán tomar la ruta 28 y bajarse en el peaje de Gualanday. Desde allí podrán tomar otro bus que los lleve hasta la mencionada vereda.

Antes de la puesta en marcha de esta ruta, llegar hasta Briceño tenía un costo de $5.000. Ahora los ciudadanos solo deberán pagar dos pasajes de buseta, es decir, $3.400.

Este nuevo servicio fue concertado con la comunidad de Briceño luego de varias mesas de trabajo. Además, con esta ruta se espera potenciar la oferta turística de dicha vereda.

La administración indicó que si se aumenta la demanda del servicio la Secretaría de Tránsito destinará más busetas e incrementará la frecuencia del circuito Gualanday-Briceño.


Redacción: Verónica Palacio 

COMPARTIR