Papa Francisco Fotografía de Vatican media

El mensaje del Santo Padre sobre los pecadores dice que “son las personas las que deben ser reencontradas por Jesús y para eso deben salir a buscarlas”.

En el encuentro internacional de los Equipos de Nuestra Señora que se realiza del 16 al 21 de julio en el Santuario de Fátima. El vicario de Cristo recordó que “la Iglesia condena el pecado, porque debe decir la verdad, pero al mismo tiempo abraza al pecador que se reconoce como tal”. Así lo informa Vatican News.

La conferencia tiene como trabajo brindar la reflexión de la parábola del Hijo Pródigo. En su mensaje, el Pontífice exhorta a “reconocerse en este hijo perdido que vuelve al Padre y que no se cansa de abrazarlo y le restituye la grandeza de hijo”.

Precisamente, eso es lo que hace la Iglesia con los pecadores, explica el Obispó de Roma, que también alentó a expresarse de corazón, “admitiendo ser pecadores pero con la voluntad de ser nuevamente rescatados por el Señor con sus brazos redentores”.

Además, agregó, los brazos de Cristo en la cruz, “muestran que nadie está excluido del amor del Padre ni de su misericordia” ya que el Señor “no se resigna a perder a ninguno”. El Papa mencionó también que “son las personas las que deben ser reencontradas por Jesús y para eso deben salir a buscarlas”.

Al concluir el Pontífice dijó: “Si queremos encontrar al Señor, debemos buscarlo donde Él quiere encontrarnos y no donde nosotros queremos”.

Las personas pecadoras deben salir del pecado, la iglesia condena el pecado; sin embargo le brinda su mano, por que Dios no juzga. Todo ser humano que caiga en tentación, debe buscar salidas y encontrar a Jesús, dando testimonio de vida, obrando bien, no seguir perdido, admitiendo sus errores y ser rescatado por el amor de Cristo.

Por otro lado, es importante conocer sobre los Equipos de Nuestra Señora que son un movimiento laical que promueve el matrimonio, el cual nació en Francia en 1938, como una iniciativa del sacerdote Henry Caffarel.

Pues, al principio las parejas se reunían mensualmente para profundizar en el significado del sacramento del matrimonio y para buscar un modo coherente de insertarse como parejas y familias en la sociedad.

Actualmente el movimiento está presente en 95 países de los cinco continentes, con más de 13.500 equipos y es dirigido por María Berta y José Moura Soares.


Redacción: Paz Estéreo