Qué son los coronavirus, cuántos hay y qué efectos tienen sobre los humanos

Foto: Getty Images

El Sars-CoV-2 es un nuevo coronavirus que causa preocupación y temor en el mundo entero.

Analía Llorente

BBC News Mundo

Desde que en diciembre de 2019 se originó en la ciudad china de Wuham, el virus rápidamente se expandió por todo el planeta causando miles de muertes y decenas de miles de personas infectadas.

Muchos países cerraron sus fronteras y pidieron a sus ciudadanos que se queden en sus casas para evitar la propagación del virus.

Pese a que se sabe poco de la covid-19, la enfermedad infecciosa causada por el nuevo coronavirus. Lo que sí se conoce es que el Sars-CoV-2 pertenece a una familia de virus que es muy vieja en el mundo.

En BBC Mundo consultamos a especialistas para conocer de qué hablamos cuando nos referimos a los coronavirus.

Viejos conocidos

Los coronavirus son una extensa y antigua familia de virus, y el Sars-CoV-2 es la última incorporación.

Se llaman coronavirus porque la superficie del virus tiene puntas en forma de corona.

Tanto el nuevo virus como la enfermedad covid-19 eran desconocidos antes de que estallara el brote en Wuhan en diciembre de 2019.

Los coronavirus pueden causar enfermedades tanto en animales como en humanos.

En nuestra especie se sabe que varios coronavirus causan infecciones respiratorias, que pueden ir desde el resfriado común hasta enfermedades más graves como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (Mers) y el síndrome respiratorio agudo severo (Sras o Sars en inglés), explica la Organización Mundial de la Salud.

Pero ¿cuántos coronavirus hay?

«Hay innumerables tipos de coronavirus en murciélagos y pájaros», asegura Joel Wertheim, profesor asistente de Medicina de la Universidad de California, San Diego (EE.UU.).

Sin embargo, «no todos los coronavirus infectan a los humanos y muchos de ellos solo producen un tipo común de resfriado», le cuenta a BBC Mundo.

Wertheim es uno de los autores del estudio «Un caso para el origen antiguo de los coronavirus» publicado en 2013 en el Journal of Virology, en el que informa que el ancestro común más reciente de estos virus tiene unos 10.000 años, pero es probable que las primeras versiones del coronavirus hayan existido durante millones de años.

«No podemos decir cuántos años tienen exactamente pero sí que son inestimablemente viejos. Probablemente han estado en contacto desde que existen los pájaros y los murciélagos y tal vez sean más viejos que ellos», dice.

Tipos de coronavirus

Los virus coronavíridos (Coronaviridae) están divididos en dos familias: los Orthocoronavirinae (más comúnmente llamados coronavirus) y los Letovirinae.

Dentro de los coronavirus o «CoVs» hay cuatro grupos principales y ellos tienen nombres de letras griegas: alfa, beta, gamma y delta.

«Los CoV alfa y beta infectan en gran medida a los mamíferos y probablemente se originaron en murciélagos, mientras que los CoV gamma y delta infectan y se originan en gran medida a las aves», explica el doctor Anthony Fehr, profesor de enfermedades infecciosas de la Universidad de Kansas, en Estados Unidos.

Varios mamíferos, como los cerdos y los humanos, albergan múltiples coronavirus.

Incluso hace poco más de dos años en China hubo un brote de un coronavirus porcino, el Sars-CoV, que se originó en murciélagos y que mató a 25.000 cerdos, recuerda el profesor que es coautor del estudio «Coronavirus: una visión general de su replicación y patogénesis».

Pero específicamente en los humanos, hay siete tipos de coronavirus conocidos que pueden infectarnos, los denominados HCovs, dice Fehr a BBC Mundo.

Cuatro de ellos (HCoV-229E, HCoV NL63, HCoV-HKU1, y HCoV-OC43) «suelen causar un resfriado común y pueden ser potencialmente más graves en personas inmunocomprometidas», explica el especialista.

Y los tres restantes tipos de coronavirus que han causado brotes de enfermedades graves en humanos son el Sars-CoV (2002-2003), Mers-CoV (2012-actualidad) y ahora el Sars-CoV-2 2019, que se desconoce hasta cuándo estará presente.

Los peligros de los coronavirus

Ambos especialistas consultados coinciden en queno todos los coronavirus son peligrosos.

«Muchos de los que pasan a los humanos solo causan un resfriado. Y a menos que se tenga el sistema inmune comprometido, no son ningún riesgo serio para la salud», aclara Wertheim.

Pero este nuevo virus que enfrenta el mundo en la actualidad tiene características que lo hacen parecer más virulento.

El nuevo virus es muy similar al Sars, «aunque parece expandirse más eficientemente», opina Fehr, de la Universidad de Kansas.

«Se especula mucho sobre por qué podría ser esta mayor capacidad para unirse al receptor humano, pero hasta el momento no hay respuestas claras», analiza.

Sin embargo, «la enfermedad que causa es muy similar, aunque la tasa de mortalidad del Sars original fue mayor que la del covid-19», resume.

Cuando surgió el brote del Sars en 2003, el riesgo de muerte fue mucho mayor que el del brote actual, con alrededor de un 10% de tasa de mortalidad (de los más de 8.000 casos, hubo 774 muertes).

Los síntomas más comunes de la covid-19 son fiebre, cansancio y tos seca. Algunos pacientes pueden presentar dolores, congestión nasal, dolor de garganta o diarrea. Estos síntomas suelen ser leves y aparecen de forma gradual. Algunas personas se infectan pero no desarrollan ningún síntoma y no se encuentran mal, detalla la OMS.

Y la mayoría (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial.

Alrededor de 1 de cada 6 personas que contraen la covid-19 desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar. Las personas mayores y las que padecen afecciones médicas subyacentes, como hipertensión arterial, problemas cardiacos o diabetes, tienen más probabilidades de desarrollar una enfermedad grave.

En torno al 2% de las personas que han contraído la enfermedad han muerto.

Los especialistas coinciden que son muchos los interrogantes que existen aún para dar una pelea exitosa contra este virus por lo que la prevención es crucial para evitar su propagación.


Tomado de portal BBC Mundo