Unos huesos hallados en 1986 impulsan una nueva búsqueda de García Lorca

Foto: EL PAÍS (ES)

La nieta del maestro Dióscoro Galindo, asesinado junto al poeta granadino en 1936, pide reabrir la investigación acerca del lugar donde están los restos del escritor

Nieves García Catalán, nieta del maestro Dióscoro Galindo, asesinado en 1936 junto al poeta Federico García Lorca y los banderilleros Francisco Galadí y Joaquín Arcollas, ha presentado una denuncia para reabrir la investigación acerca del lugar en el que están los restos del escritor. En el oficio, presentado ante un juzgado de instrucción en funciones, se solicita que se investigue un fémur hallado en 1986 en un parque de la localidad granadina de Alfacar para comprobar si es de García Lorca.

En la denuncia, con fecha del 31 de diciembre de 2019, se subraya que «la sociedad española no ha tenido aún la oportunidad de dar sepultura digna a su andaluz más internacional en las letras españolas y andaluzas». Además de ella, se han presentado dos instancias, a la Subdelegación del Gobierno de España en Andalucía y a la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Granada, para conocer las circunstancias del asesinato.

Para solicitar esta nueva investigación, la denunciante aporta una entrevista hecha en 2019 por el periodista Víctor Fernández Puertas a José Antonio Valdivia, diputado de Obras de la Diputación de Granada en 1986, cuando fue hallado el hueso. Según el testimonio de Valdivia, los restos fueron movidos de lugar tras ser encontrados, hace casi 34 años. Se ha pedido también que se tome declaración a Ian Gibson, hispanista y experto en la figura de García Lorca, y al propio Fernández Puertas.

La denuncia también pide pruebas documentales, como las hojas de servicio de la Guardia Civil en Granada y Alfacar del 18 al 20 de agosto de 1936, lapso en el que fue ejecutado García Lorca. Además, pide consultar a la Cruz Roja si hay, como ocurre en otros lugares, un posible listado de los asesinados acompañado de información complementaria. También solicita los archivos de la Guardia Civil sobre órdenes de ejecución, la exhumación del poeta y la inscripción del traslado de sus restos.

El último trabajo hecho en la zona en cuestión data de enero de 2019, cuando un equipo de expertos trabajó cerca de la fuente del parque Federico García Lorca, de Alfacar. El Ministerio de Justicia cerró esa línea de investigación al descartar la presencia de restos humanos en el lugar tras analizar la zona hasta 2,5 metros de profundidad sin detectar «anomalías».


Tomado del portal del diario EL PAÍS (ES)