Tunja y Pereira, las ciudades en donde más se redujo la informalidad laboral

Foto: Dane / Gráfico LR-GR

En Cúcuta, Barranquilla y Manizales fue donde más creció la tasa de personas ocupadas bajo puestos informales

Por: Joaquín Mauricio López Bejarano 

La República

El Dane entregó el reporte de situación de informalidad a nivel nacional entre julio y septiembre. Según el informe presentado por la entidad, para las 23 principales ciudades hay un total de 12 millones de ocupados, de los cuales 6,4 millones trabajan bajo condiciones formales, pero 5,6 millones son informales, cifra que cayó respecto al mismo periodo de 2018 cuando eran 5,8 millones.

Al observar la proporción, significa que 46,9% del total de los trabajadores está en la informalidad, lo que también representó una reducción de 1,2 puntos porcentuales frente a los resultados de hace un año.

Al segmentar las cifras de empleo por ciudades, se ve que en Tunja y Pereira fue donde más bajó el porcentaje de informales. En el caso de la capital de Boyacá, se redujo cuatro puntos porcentuales (pp), al pasar de 45,6%, entre julio y septiembre de 2018, a 41,6% en el mismo trimestre de 2019. En la capital de Risaralda hace un año figuraba en 50,5% y cayó también cuatro puntos por lo que ahora figura en 46,5%. Para estas dos ciudades, esto significa que Tunja quedó con 36.000 trabajadores en informalidad, mientras que en el caso de Pereira llegó a 135.000.

El top tres de ciudades con mayores mejoras en su tasa de informalidad lo complementó Florencia que bajó 3,8 pps y quedó en 56% de su proporción de informalidad (lo que también equivale a 37.000 habitantes bajo este modelo).

Para el analista laboral de la Universidad del Rosario, Iván Jaramillo, “en general el tema está muy ligado a los periodos estacionales de la encuesta. Esto significa que esos indicadores de informalidad lamentablemente no están ligados a estándares de trabajo decente como objeto de medición.
Ahora, sobre estas tres ciudades específicas en realidad hay un trabajo de los gobiernos locales con apoyo de la subcomisión de concertación tripartita que normalmente estimula la formalización”.

En el caso contrario, el grupo de las ciudades en las que creció el último año la informalidad, Cúcuta tuvo los casos más críticos pues entre julio y septiembre de 2018 su tasa de informalidad laboral fue de 68,4%, y ahora creció 3,7 pps quedando así en 72,1%. En total, el cálculo del Dane muestra que esta ciudad ahora tiene 230.000 personas con un trabajo informal.

A esta le siguió la capital del Atlántico, pues en Barranquilla, para ese trimestre, pero en 2018, estaba en 55,4%, y ahora se ubica en el mismo periodo de 2019 a niveles de 56,7%. En términos numéricos son 528.000 puestos informales. “Estos últimos casos son resultado de la migración venezolana”, agregó el docente Carlos Duarte, de la Sergio Arboleda.

Baja de la informalidad por sectores
El reporte del Dane también entregó detalles por sectores productivos. Según el informe, ‘Comercio, hotelería y restaurantes’ fue la unidad en la que más bajó la informalidad, allí pasó entre julio y septiembre de 2018 de casi 2,4 millones de informales a 2,3 millones en el mismo trimestre pero de 2019. Y el segundo nivel fue en la industria manufacturera en los que se pasaron de empleos informales hace un año por 747.000 a 698.000. “El caso de la hotelería también tiene que verse con que son épocas en las que baja el flujo de turismo a nivel general, eso entonces afecta bastante”, agregó Duarte.


Tomado de portal del diario La República

COMPARTIR