Santi Balmes: “Tengo el defecto de no mandar a la mierda en el momento adecuado”

Foto: Santi Balmes, vocalistas y compositor de Love of lesbian, responde nuestro cuestionario / Dani Ferrer.

El cantante de Love of lesbian aprovecha el tiempo en casa que ofrece el confinamiento para llevar a cabo tareas productivas, como escribir y grabar, pero también para responder preguntas como «¿Qué no perdonarías en un amante?»

Por: Sara Navas

Icon / EL PAÍS (ES)

Santi Balmes (Barcelona, 1970) la pandemia que desde hace meses acapara conversaciones y telediarios le pilló en medio de la grabación del próximo disco de Love of lesbian. Estas semanas de montaña rusa emocional las ha dedicado a escribir un cómic, grabar un audio-libro (Canción de Bruma) y, sobre todo, a tratar de no pensar. Precisamente de no pensar y soltar lo primero que a uno le pasa por la cabeza va nuestro cuestionario ICON. Y solo una mente como la de este artista polifacético puede responder con humor y brillantez preguntas como las siguientes.

Estás componiendo el nuevo disco en pleno confinamiento. ¿Va a ser un trabajo marcado por la situación excepcional que estamos viviendo o eres capaz de abstraerte? Es curioso porque la pandemia nos pilló en medio de la grabación. “Discus Interruptus,” debería llamarse. Más allá de la pregunta, a la banda nos llama la atención que tanto el nombre como algunas de las letras, parecían proféticas. Así pues, será un disco perversamente vigente.

¿El encierro alimenta la creatividad o todo lo contrario? Viene por rachas. Algunos días las noticias de previsiones económicas, número de contagios, escenas escalofriantes de los refugiados, etc, te dejan absolutamente bloqueado. Y en otros días uno se viene arriba y piensa “Siempre te quejabas de que necesitabas tiempo. Maldita sea, aprovecha este paréntesis.” Así, pues, he compuesto, he escrito un cómic, he grabado un audio-libro…Todo, creo, para no pensar.

¿Sabes qué es lo primero que harás cuando todo pase? Me voy a confinar seis meses más, para llevar la contraria. No. Miento. Voy a ir a Barcelona, me voy a sentar en una terraza y alguna lágrima caerá encima del café.

¿Qué es lo que más le gusta a los demás de ti mismo? Supongo que el sentido del humor y la espontaneidad. O mi manera de romper los esquemas continuamente. O mi arte a la hora de diseccionar un cadáver.

¿Y lo que más te gusta a ti de ti mismo? Mi capacidad de reinventarme. Lo absurdo que llego a ser.

¿Cuál es tu forma favorita de perder el control? Bueeeeno, no sé si será muy publicable, pero un porrito y un garage band, y habemus éxtasis.

¿Qué te compraste con tu primer sueldo? Un Ferrari…Rocher.

¿Qué tienes de fondo en tu pantalla del móvil? Mis hijas. Con cuatro y cinco años. Y eso que ya son quinceañeras. Prueba de que odio el paso del tiempo.

¿Cuál es tu habilidad oculta? Tengo la habilidad de soportar la chapa de muchos pesados, desde siempre. Es decir, en realidad tengo el defecto de no mandar a la mierda en el momento adecuado. Ah, y tengo sinestesia con imágenes, sé imitar voces y soy bastante ducho relacionando caras de humanos con animalicos.

¿Tu palabrota favorita? “Cagondeu”, todo junto y en catalán. Los tacos se dicen en tu lengua materna. Son más efectivos.

¿Qué figura pública amas? David Lynch y su fundación.

¿Y qué figura pública no querrías tener cerca? Supongo que Inda. Cuando Inda sea Indie, quizás cambio de opinión.

¿Como es tu decoración ideal? Hombre, el diseñador de espacios del colegio Hogwarts está bastante en mi línea infantiloide, jaja.

¿Y tu decoración odiada? La recargada. La desubicada. La falsamente rústica. El chalet de los Alpes que te encuentras en una urbanización de, por ejemplo, Tarragona.

¿Qué viaje te marcó? Egipto, sin duda.

¿Y a qué lugar no volverías? Creo que los lugares con los que no conecté fueron porque yo no andaba muy fino conmigo mismo.

¿Qué canción te pones para animarte? Aviation, de The last shadow puppets.

¿Y para seducir? Mejor te canto en el oído, jeje.

¿Cuál es tu cuenta favorita de Instagram? Cultura Inquieta, Love of lesbian (jeje), Ilustraición…y cómo no, Icon, jeje.

¿Y el vídeo que más veces has visto en YouTube? Nine Inch Nails, el concierto de Pulse.

¿Quién es la persona más famosa a la que has conocido? Ostras, creo que Roger Hodgson, Serrat, Guardiola y Robert Smith…

¿Quién fue tu primer ídolo erótico? Pues Carry Fisher cuando había sido apresada por Jabba.

¿Y cuál ha sido el último? Jabba, apresando a Carry Fisher, jaja. No. En serio. Actualmente January Jones en Madmen, Kira Miró y Marion Cotillard.

¿Qué encuentras cuanto te buscas a ti mismo en Google? Titulares realmente esperpénticos.

¿Cuál es la peor pregunta que te han hecho en una entrevista? Generalmente me tensa mucho esa de “¿Qué te parece nuestra ciudad?”.

¿Qué es lo que siempre quisiste saber hacer pero consideras que es demasiado tarde para intentar aprender? Cómo diablos saben las palomas mensajeras la dirección donde deben llevar la carta. Y por qué sabemos que los perros ven en ocre. ¿Acaso alguien se ha incrustrado los ojos de un perro?

¿Excitantes o calmantes? Más bien calmantes. Soy una moto de normal.

¿Qué plato dominas y en cuál fracasas en la cocina? Domino el pollo al horno horno….Y sigo sin dominar el Huan Pahn Shawn-Ho-Hi-Ha.

¿Cuál es el fracaso del que más aprendiste? El haber hecho nuestros discos iniciales en inglés me sigue pareciendo el momento más errático que recuerde, y del que saqué más conclusiones, como, por ejemplo, que quien fallábamos éramos nosotros.

¿Qué es lo más valiente que has hecho en tu vida? Largarme a Francia con 17 años para ver a U2 en concierto sin que se enteraran en casa, con cuatro amigos y sin un puto duro.

¿Cuál es la prenda más cara que tienes en tu armario? Unos zapatos pintados a mano.

¿Qué no perdonarías en un amigo? Que, aprovechando una borrachera, me extrajera un riñón para vender en el mercado negro.

¿Qué no perdonarías en un amante? Que a partir de los treinta siguiera confundiendo follar bien con alguien con amar a alguien.

¿Qué querías ser cuando eras pequeño? Pues, director de cine o jugador del Barça.

¿Cómo sería tu senectud soñada? En familia, y en la que pudiera decidir el momento de…

¿Cuál es tu miedo o fobia más irracional? Sigo teniendo pánico a los aviones o a visitar un país con pena de muerte y que por error me acusen de algo y me cuelguen de un árbol.

¿Recuerdas cuál fue el momento más feliz de tu vida? Creo que los sábados por la mañana de mi infancia fueron espectaculares.

¿Y el más triste? Cuando no me atreví a decirles a mis amigos que mis padres se habían divorciado. Era el único de la clase, y lo vivía como una vergüenza, algo que ocultar. ¡Cómo ha cambiado el cuento!

¿Qué actividad te ayuda a relajarte y desconectar completamente? La meditación trascendental, dibujar, y últimamente oler la naturaleza.

Cuéntanos un chiste absurdo que te hizo muchísima gracia. No es un chiste. Pero el vídeo Subasta de Mi querido Antonio me ha sacado lágrimas de risa.

¿Alguna vez te ha ocurrido algo a lo que no encuentres explicación racional? Sí. A procesos telepáticos que he tenido con algunas personas.

¿Qué cualidad humana consideras más sobrevalorada? Ser un hombre de “una sola pieza”. Hay que huir de esos degenerados, esconden muchas piezas en el armario.


Tomado del portal Icon del diario EL PAÍS (ES)