Hoy, Día mundial del rock: ¿con cuál estilo del rock se identifica?

Foto: EL TIEMPO

Hace 35 años Queen, Led Zeppelin, David Bowie, The Who y McCartney sacudían al mundo en Live Aid.

El 13 de julio de 1985 se produjo uno de los episodios más impactantes de la historia del rock: el encuentro Live Aid, un megaconcierto con una manotada de algunas de las bandas activas más importantes del género en toda su historia: Queen, David Bowie, U2, Tina Turner, Led Zeppelin, The Who, Phil Collins, Tom Petty, Bob Dylan, Paul McCartney, – Lo si, en el estadio JFK, de Filadelfia, para recaudar 40 millones de libras esterlinas por África. Todo, a partir de la ocurrencia e insistencia del cantante británico Bob Geldof.

Sobre ese concierto gira, por ejemplo, la película biográfica sobre Freddie Mercury, con una reconstrucción fiel de ese momento, escena por escena.

Pero no es una fecha cualquiera para el rock: también el 13 de julio, pero 1967, Pink Floyd aparece en la BBC de Londres, presentando su segundo sencillo: ‘See Emily Play’; el de 1963 significaría el primer concierto de los Rolling Stones fuera de Londres; Black Sabbath da su primer concierto como banda, en 1969. Esto, por nombrar apenas algunas coincidencias alrededor del que ha sido llamado el Día internacional del Rock (y que coincide, curiosamente, con el día mundial de las piedras).

Al borde de cumplir 70 años (en 1951 fue que el DJ Alan Freed usó el término «rock and roll» en la radio, aunque hay una canción de Rosetta Tharpe de 1942 llamada «rock me»), el rock ha permanecido, incluso cuando muchos lo declaran en vía de extinción y pierde tanto terreno frente al hip hop, el pop o la llamada música urbana latina. Sus fanáticos siguen firmes.

Aunque hoy las barreras entre estilos y géneros son secundarias, no tan marcadas como ocurría en otras décadas, sí hay gustos marcados o protagonistas: ¿Con cuál estilo del rock se identifica más usted?

New Wave, synth pop, los 80 y los sintetizadores

La década de los 80, principalmente, estuvo marcada por el estilo de bandas como Depeche Mode, Duran Duran, Devo, entre los más electrónicos, y U2 e INXS, entre los más ‘guitarreros’. Tenían un pie sobre la crítica política y otro sobre la exaltación de la identidad sexual.

El punk, la filosofía del no futuro

Desde Reino Unido, bandas como Sex Pistols y The Clash, y por Estados Unidos The Ramones, D.R.I., por mencionar apenas algunas, recogieron a finales de los años 70 la desazón del vacío, la falta de empleo, el no ver un futuro claro, el sentir que había algo podrido en la sociedad y que su imagen era precisamente evidenciar ese descontento. Su influencia no fue temporal, como tal vez hasta esos mismos artistas habrían creído en su momento, sino que perduró durante décadas.

El rock progresivo: los arquitectos del sonido

Metódicos, organizados, académicos, delicados con el sonido y nada permisivos del error. Bandas como Pink Floyd, Camel, Emerson Lake and Palmer, Yes, King Crimson simbolizan, más allá de una filosofía, un conocimiento detallado de su instrumentalidad. Rara vez, un amante del rock progresivo acepta bien la licencia de los tres acordes que rigen la simpleza del punk, por ejemplo.

El metal, una decisión de vida

Probablemente Colombia sea uno de los clubes del metal más grandes del continente. Los fanáticos de este género han sido fieles a su sonido, incluso por encima de los estigmas que les caen encima, probablemente por las excentricidades visuales propias de bandas como Iron Maiden, Judas Priest, Black Sabbath (o mejor, de Ozzy Osbourne) y símbolos como Alice Cooper. Es decir: si Ozzy decide morder la cabeza de un murciélago en el escenario, su efecto es tan atractivo para unos como repulsivo para la mayoría de la sociedad. Esas leyendas definieron una cosmogonía del metal.

Dentro del metal mismo se encuentran decenas de estilos, unos muy diferentes de otros: los clásicos frente a los amantes del death metal o del black metal o del hardcore, todas son tribus urbanas independientes.

Los indie, neo-folk y la cultura vintage

Por supuesto, bandas como Mumford and Sons o Kings of Leon están relacionadas con generaciones jóvenes, pero tocaron a otras que vieron cómo hay un reconsumo cultural de las raíces del rock, o mejor, cómo todo se reinventa (antes de la «reinvención» de la pandemia).  A sus visiones de un mundo que necesita ser más sano y más noble, le agregaron lo mejor que rescataron de las tradiciones del rock, de las herencias de Bob Dylan o The Band, o del rock sureño. El resultado no hace felices a todos, pero sí captó una audiencia fiel.

Los clásicos: Beatlemaniacos ystoneros, o ‘rolingas’

Para beneficio de la humanidad -y probablemente para interés de la investigación científica- ni los Rolling Stones ni Paul McCartney dan señales de extinguirse, siguen vivos y dando conciertos y regalos a sus fanáticos, aunque ya hayan pasado ¡casi 60 años! de sus debuts en el mundo del rock. Ellos pavimentaron el camino y llegaron primero a la meta. Muchos fanáticos viejos, pero también muchos jóvenes y muchos niños se acercan al rock a través de ellos. ¿Qué es lo que tiene su encanto para que sigan vigentes? Cuéntenos en los comentarios a este artículo.

Los industriales, un tejido sonoro

Bandas como Nine Inch Nails o Prodigy parecen codificadas en otro lenguaje. No pertenecen a ninguna comunidad en particular, es decir, ni son del metal ni de la electrónica ni del rock en general, sino de todos los géneros al mismo tiempo. Y aunque Trent Reznor ya anda en otra dirección, concentrado en las bandas sonoras, su legado creó un culto con miles de fanáticos.

Seguro faltaron muchos estilos, cuéntenos en los comentarios a esta nota con cuál se identifica más, o si le gustan todos. Feliz Día internacional del rock.


Tomado del diario ELTIEMPO